ShareThis

martes, 31 de marzo de 2015

Aseo en cama ¿con o sin enfermera?

Imagen: Camas de hospital
Fuente: Pixabai.com


Ana es Auxiliar de Clínica (ahora la titulación es TCAE Técnico en Cuidados de Enfermería). Está hasta arriba de trabajo cuando empieza el aseo de Doña María. Va con Roberto, el celador, porque María no se puede mover. Ni siquiera colabora. Llevan todo lo necesario en el carro para que el procedimiento dure lo menos posible. En la habitación está la hija de la paciente.

     .- Buenos días, vamos a hacerle el aseo a María y a cambiarle la cama. Salgan, por favor.
Todos los acompañantes salen sin discutir. Se queda la paciente de la cama de al lado. Ana echa la cortina.

     .- Buenos días María! Soy Ana, le voy a lavar y a cambiar la cama.
María no parece darse cuenta, ni siquiera contesta. Tiene Alzheimer en estado avanzado. Hace meses que no habla. Ni siquiera se mueve.
Ana comienza la rutina:

  1. Abre el grifo del agua caliente, para que vaya cogiendo temperatura.
  2. Libera la mesilla de cosas para poder colocar la palangana.
  3. Coloca a los pies de la cama sábanas, toalla y camisón.
  4. Trae la palangana con agua caliente, la toalla de María y su neceser.
  5. Comienza el aseo por la cara. Los ojos, la boca, las orejas y el cuello.
  6. Continúa por las manos, los brazos, los hombros, las axilas y el pecho.
  7. Los pies, las piernas, y por último los genitales, que seca con el camisón sucio para poder usar la toalla en la espalda.


Ana es una profesional experimentada. La paciente se deja hacer. No parece enterarse, pero Ana le advierte con voz dulce de todo lo que va haciendo. Primero jabona, luego aclara, luego seca, para acabar hidratando con crema que tiene la paciente. Parte a parte, zona a zona, descubriendo pequeñas extensiones de piel, evitando que María se quede fría.
Lo último es la espalda. Ayudada por Roberto, que sujeta a María, Ana limpia con suavidad de arriba a abajo. Siempre el mismo proceso. Advierte!, jabona!, aclara!, seca! e hidrata!.
Por último, tras hacer la cama con ella dentro, la acomoda
  Se ha fijado, durante todo el procedimiento, en el estado de piel de María. No tiene lesiones ni escaras, pero controla con precisión experimentada aquellas zonas enrojecidas o lesionadas, por leves que sean, para luego dar parte a la enfermera.
Y así continua durante la mañana, con todos y cada uno de los pacientes que precisan aseo en cama, y con los que se maneja de perillas sólo con la ayuda de un celador.

**********

Rosa, también es Auxiliar de Enfermería. Ella trabaja en la UCI. Lleva muchos años y tiene una reputación profesional impecable. Allí, no se hace un aseo encamado sin que asista la enfermera. A veces, incluso más de una enfermera.

**********
Entonces 
¿Por qué unas veces el aseo de encamados lo hace la enfermera y otras no? 
Evidentemente, dependerá del estado del paciente, de la complejidad del acto y de la decisión de la enfermera responsable.


Es competencia de la enfermera valorar las necesidades del paciente y planificar sus cuidados. Y en base a su criterio, distribuir los recursos, materiales y humanos. Cualquier profesional implicado: TCAE o celador, o quien cause daño, responderán a la consecuencia de sus actos si hubiera algún incidente o efecto adverso, y como responsable, aunque no asista, también deberá responder la enfermera. Se delegan tareas, no responsabilidades.
Por tanto, en un encamado, es enfermería, responsable de decidir quién  está presente, cómo se hace...

Funciones de enfermería Ley 44/2003, de 21 de noviembre, de ordenación de las profesiones sanitarias. Artículo 7. Diplomados sanitarios https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-2003-21340


Funciones de enfermería y perfil competencial. Os invito a ojear este documento, a mi juicio muy bien elaborado, por la Junta de Andalucía http://www.juntadeandalucia.es/servicioandaluzdeempleo/web/websae/export/sites/sae/es/empleo/buscarTrabajo/eligeProfesion/galeriaPDFs/Detalle/003018Enfermero.pdf


¿Te interesa un protocolo de higiene del paciente encamado?
Técnica de aseo del paciente encamado Universidad de Loja (Granada) http://dspace.unl.edu.ec/jspui/handle/123456789/6490


Es clave ver las funciones del Auxiliar de enfermería, ahora TCAE:
Y a este respecto, dice la ley que
Las funciones del Auxiliar de Enfermería vienen recogidas en los artículos 74 al 84, con las prohibiciones referidas en el artículo 85, del Estatuto de Personal Sanitario No Facultativo de la Seguridad Social. Dicho estatuto se plasmó en una Orden del Ministerio de Trabajo de 26 de Abril de 1973 (publicado en el B.O.E. del 28 y 30 de Abril de 1973). Aunque se ha promulgado el nuevo Estatuto Marco que afecta a todo el personal estatutario del Sistema Nacional de Salud (Ley 55/2003, de 16 de diciembre) y deroga los tres estatutos vigentes hasta la fecha, las funciones recogidas en el antiguo Estatuto continúan siendo válidos (según la Disposición Transitoria Sexta de la Ley 55/2003).






12 comentarios:

Alfonso dijo...

Pero ¿ dónde estamos? ¿en el año 1973 y con leyes de una titulación que era personal auxiliar sanitario titulado, es decir: F.Profesional, Ayudante Técnico Sanitario, ayudante del médico de turno etc etc. O, estamos con una titulación de Grado, Universitaría+ master y especialidad y, de 240 créditos? Como observo que, nadie tiene idea, ni sabe nada de nuetra legislación y Automía Universitaría desde el año 1980; recomiendo el blog de Carlos Tardío Cordon. Este compañero, además de Enfermero, es Abogado, y presidente del colegio de Enfermería de Badajoz.

Sonia Palencia dijo...

Hola Alfonso!
El problema es que cada uno estamos en una época y concebimos la profesión de una manera distinta. Ni hay unidad, ni hay conceptos claros, ni hay coordinación ni objetivos comunes. Hay división, envidias, rencillas y ganas de ver al de al lado fastidiado. Y el problema añadido es que es dentro de la propia profesión. No vemos más allá. Pero hay que lidiar con eso y seguir adelante. Y sumarse a iniciativas que valgan la pena, no reducir la guerra a lo individual.
Y yo también recomiendo, mucho, el blog de Carlos Tardío Cordón http://carlostardiocordon.blogspot.com.es/
y seguir su perfil en twitter @CarTarCor
Así como también recomiendo la página web de otro enfermero referente
http://defensordelaenfermera.blogspot.com.es/
Y su perfil de twitter https://twitter.com/defensorenferme
Gracias por pasarte y comentar, Alfonso. Un abrazo

Anónimo dijo...

El trabajo es de todos. No me gusta cuando se dice esto es cosa del DUE y esto otro para la auxiliar. Tampoco entiendo que haya un ratio de 8/12 pacientes para el due/auxiliar y este último tenga que asumir 16/24 pacientes para hacer higienes y camas. De igual modo me deja perplejo que los DUE de planta tarden 2 horas en sacar y preparar medicación. En la mayoría de plantas de hospitalización se crean rutinas/vicios/hábitos que provocan ineficiencia en el trabajo y es difícil de erradicar. Si estás en un turno de mañana las 2 primeras horas se emplean para pasarse el parte y después tomarse el café/desayuno, lo que provoca que después todo el mundo vaya de culo y se trabaje mal. Como anteriormente he dicho en otras entradas, soy partidario de la mano dura y cargarse a todos aquellos que no sean productivos.

Alfonso dijo...

¡¡Perdona!! el trabajo de la higiene del enfermo, además del cambio de ropa de cama, y de tomar la tª y diuresis, que yo sepa; siempre son de la auxiliar. Pero el colmo de los colmos, es que las auxiliares, crean que la enfermera es una más del cotarro. Señora/ita Auxiliar, una enfermera, es una titulación Universitaría superior, y no la FP compañera de la planta,. ¡¡Mas respeto!!

Sonia Palencia dijo...

Hola de nuevo, Alfonso
Que piensen que somos una más, no es el problema. El problema es que las enfermeras nos consideramos una más y contribuimos a que nos consideren exactamente lo mismo. Si no lo tenemos claro nosotros, ¿lo van a tener claro los demás?
En la entrada, Yo Dios, vosotras enfermeras, lo dice muy clarito el jefe de servicio y meses después, lo repitió en una jornada de puertas abiertas en la biblioteca pública de la ciudad. En determinado momento aclara: .- "Yo cuando digo personal de enfermería, me refiero a enfermeras y auxiliares".
Aquel día se le respondió. Pero si no respondemos a diario, pasa lo que pasa.
Que trabajar juntos, codo con codo, como un buen equipo, complementándonos, no significa que todos hagamos lo mismo, sirvamos para lo mismo ni estemos igual de preparados académicamente.
Eso hay que asumirlo y defenderlo y dejarnos de humildades y tontas rencillas.

al swar dijo...

Hoy, he decidido renunciar a mi puesto de trabajo como Enfermero Espta en Salud Mental. Dicho puesto,lo tenia por promoción interna y, en las bolsa de trabajo del S.M.S. Como digo, he preferido marcharme a mi plaza en primaría, y dejar la promoción interna. Motivos: 1) tienen la desfachatez de no pagar especialidad 2) la nomina es como una enfermera de consultas externa de hospitalización 3) hacer de administrativo y, secretario de psiquiatras y psicologos al hacer la derivación 4) encima se sacan de la manga que, como eres especialista en S.M ( sin reconocimiento de nada), tienes que preparar y realizar además de tu trabajo en la consulta; las terapias de grupos de relajación. Todo sin cobrar "Nada" de especialista y por la "cara". ¡¡No me vendas mas estos jamones que, tengo la despensa llena!! ¡¡Hasta luego Lucas!!
Esta, es la forma de tratar a los especialistas enfermeros en este pais.
Saludos y Abrazos.

Anónimo dijo...

Qué absurdo. Si el DUE entra a la habitación ¿qué más les da tomar la primera diuresis? ¿se les estropea la manicura?

Nunca he entendido eso de entrar 2 veces a una habitación para realizar las mismas cosas; El DUE baja el urimeter y después va el TCAE y lo vacía.

Lo mismo se podría decir de aquellas situaciones que cuanto menos resultan ridículas como cuando el DUE mide la pulsioximetría o la TA y es incapaz de tomar la temperatura o al revés... O cuando se le niega a un TCAE salinizar una vía por temor a que entre aire... O cuando el TCAE se niega a traer material al DUE.

Menos mal que estos clasismos mayormente solo ocurren en planta, por lo que siento plena satisfacción cuando y en pocas palabras la OMC o los jefes de servicio vienen os dan algún que otro rapapolvo. En otros servicios ni se les ocurre decirnos nada.

Sonia Palencia dijo...

Efectivamente, el trabajo es de todos, pero la gestión del mismo, pues no.
En cuanto a ratios, deberían establecerse según las cargas de trabajo/necesidades de cuidados, en vez de clasificarse según diagnósticos médicos. Están mal establecidos para enfermería, lógicamente, tampoco se ajustan para el personal auxiliar.
En cuanto al tiempo que se tarda en preparar y sacar la medicación, dos horas no es un tiempo promedio (depende de tantos factores...(desde nº y tipo de pacientes hasta cómo funciona la farmacia del hospital o las interrupciones que puedas tener). Habrá quien tenga por norma tomar el café y hay quien no lo hace. Y he visto practicarla tanto a enfermeras como auxiliares.
Estoy de acuerdo contigo en que hay que espabilar a las rémoras que impiden que se dé calidad y buena imagen en el trabajo, pero de cualquier categoría.
Trabajamos juntos, debemos ser equipo. Se delega y se confía según el grado de confianza que uno se gana primero. Envidias y rencillas no llevan a nada. Cada uno debe hacer lo mejor de lo mejor sin compararse con el de al lado, pero teniendo claro el lugar que te corresponde.
Y todos los trabajadores son dignos de respeto, sin importar la actividad que desarrollan. Y tanto más de respetar, cuando se trata de un profesional que no tiene miedo al trabajo ni a asumir responsabilidades y que no pierde el tiempo en pensar:... si el de al lado no lo hace ¿por qué me toca a mi? y, si el otro lo hace ¿por qué yo no?
Gracias por leer y comentar. Así, todos aprendemos

Sonia Palencia dijo...

Pues qué triste, al swar! Triste y vergonzoso.
Primero, porque abusen de las promociones internas para explotar a coste cero.
Luego, porque está costando mucho que se reconozcan las especialidades. Ha sido un avance en las plantillas orgánicas, el que aparezca como perfil del profesional en determinados puestos ser enfermero especialista. Pero esto va muy lento. Debe reconocerse también en funciones y por supuesto, en retribuciones.
Mucha suerte
Gracias por pasarte y comentar

Sonia Palencia dijo...

Hola
No es cuestión de manicura. Es cuestión de gestión de tiempo. Y de establecer protocolos y de priorizar y de que dé tiempo a hacer lo importante y de trabajar en equipo. No es clasismo tampoco.
Y pasa en planta, porque es donde trabajamos más juntas y más revueltas y donde la cantidad de tareas inútiles que nos impiden hacer lo útil, desbordan.
Desde luego, esos casos que enuncias, existen. Ese tipo de profesionales, también les conozco. No es lo habitual, menos mal. Lo normal es que nos ayudemos en la medida de lo posible, sin olvidar el papel que jugamos cada uno y que el objetivo principal es ofrecer el mejor de los cuidados.

Anónimo dijo...

Lo que tiene que haber son ganas de trabajar, más humildad y querer/sentirte parte de un equipo cohesionado. Los servicios en donde se piensa en los compañeros son los que funcionan mejor. ¿Qué es eso de acabar tu turno y no reponer el carro de curas o el almacén? La gente pierde mucho tiempo en gilipolleces y no saben optimizar su trabajo.

Alfonso dijo...

¡¡Que tal !! si en una construción, el operario y maestro de obra le dice al Arquitecto Técnico ( aparejador de antes), ¡¡Manolo!!, ya que pasas por el tercer piso, traeme unos tornillos y, ayudame a terminar esta pared. ¡¡Eso parece!! ridiculo e incomprensible ¡¡No!! pues lo mismo trasladado a la sanidad. Es lo que está pasando, desde que entramos en la universidad hace de esto casi 36 años. ¡¡Asi está la profesión!! ¡¡por los suelos!!

Ponte en contacto conmigo aquí!

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Suscribirse ahora Feed Icon